4 consejos para mantener las manos jóvenes

Sigue estos consejos, que te podrán ayudar para mantener unas manos en un perfecto estado de salud

Después de la cara, las manos son el otro punto de control desde el cual podemos observar el estado de nuestra piel, nuestra salud y, por qué no, también de nuestra edad.

Unas manos llenas de arrugas, estrías, manchas, venas y sequedad, son indicativa, en primer lugar, de un cuidado más que deficiente, y en segundo lugar, de que tenemos que tomar medidas de manera urgente para revertir la situación y poder lucir unas manos de diez. Sigue estos consejos, que te podrán ayudar.

1.- Hidratación: mantener las manos hidratadas es muy importante, y no hacerlo solo en verano cuando hace calor, sino durante todo el año.

Un buen truco es que, cada vez que salgas de la ducha, incorpores a tu rutina la de echarte un poco de crema en las manos para evitar la sequedad que se produce tras estar en contacto con el agua.

2.- Evita los detergentes: uno de los principales culpables de la aparición de manchas, arrugas y sequedad en las manos, es el uso continuado de detergentes sin protección.

Para evitarlo, ponte unos guantes de látex que evitarán el contacto directo con los químicos del detergente y protegerán así tu piel.

3.- No cortes las uñas: las tijeras y las herramientas para cortar las uñas hacen que estas se vuelvan quebradizas y, por tanto, se te rompan con más facilidad.

Por tanto, lo ideal es que te las limes o, si puedes, ir a un centro especializado en manicura para que te las traten de una manera profesional.

4.- Exfolia tus manos: si hemos comentado que, al igual que la cara, las manos son el reflejo del alma, ¿por qué no íbamos a exfoliarlas igual que hacemos con el rostro?

Además, son las que están en contacto continuamente con multitud de objetos durante todo el día, por lo que se merecen ser limpiadas a fondo al menos una vez a la semana.

Posts relacionados