Así tendrás unas pestañas perfectas

Consigue unas pestañas perfectas siempre aprovechándote de estos consejos

¿Qué hay más bonito que una intensa mirada? Sobre todo si luce unas preciosas y densas pestañas perfectas. Las pestañas son una de las armas de seducción por naturaleza, pero también se encargan de otra importante misión (¡en realidad es su principal misión!): proteger a nuestros ojos de diferentes factores externos que los pueden hacer daño, y la tienda Druni de Sexta Avenida podrás encontrar los productos ideales para cuidarlas.

Así que, si nos preocupamos por cuidar de nuestras pestañas, estaremos cuidando no solo nuestra salud, sino que estaremos cuidando también de nuestra belleza al mismo tiempo. Esto es algo que seguro te interesa bastante, pero, ¿sabes cómo hacerlo?

8 cuidados para tener unas pestañas perfectas

Cepillado: esta práctica mejora su crecimiento y se realiza con un cepillo especial para pestañas. Lo debes emplear todos los días y cepillarlas en un sentido ascendente desde la base a las puntas.

Hidratación: añade al cepillado un poco de aceite de almendra dulce o de oliva de modo que se hidraten en profundidad y se nutran adecuadamente.

Limpieza: siempre desmaquíllalas antes de dormir y, si puede ser con un desmaquillante hipo-alergénico, mejor.

Aplicación del rímel: para cuidarlas bien no escatimes y compra un rímel de gran calidad. Busca uno que contenga productos beneficiosos para las pestañas como elastina y colágeno.

No te frotes: si te pican los ojos evita frotartelos, trata de ser lo más delicada posible. Intenta aliviar el picor con toquecitos suaves y delicados sobre los ojos.

Uso del rizador: moderado y con mucho cuidado, sobre todo si tus pestañas no son fuertes, ya que puede terminar debilitándolas.

Alimentación: come alimentos que contengan silicio, como pueden ser aceitunas, avena o espárragos. Este elemento es fundamental para una buena nutrición desde las pestañas desde el interior.

Gafas de sol: protege tus ojos y pestañas de los rayos UV utilizando unas buenas gafas de sol. No solo se resienten los ojos, tus pestañas también.

Posts relacionados